Dr. Juan Carlos Iannicelli
banner
83 visitas Publicada: 11/14/16

LAS BACTERIAS DE LA PIEL PODRÍAN PROTEGER CONTRA ENFERMEDADES.

Hay cada vez más ejemplos de las formas en que podemos beneficiarnos de nuestras propias bacterias (microbiota). Según una nueva investigación, esto es verdad para la piel también.

Un investigador de la Universidad de Lund en Suecia, ha demostrado que las bacterias más comunes en la piel humana secretan una proteína (RoxP) que nos protege de las especies de oxígeno reactivo (Las especies reactivas de oxígeno (ROS) son un conjunto de moléculas reactivas producidas en algunos procesos metabólicos en los que participa el oxígeno). Y que se cree que contribuyen a varias enfermedades de la piel. Estas especies se forman de manera natural como subproducto del metabolismo normal del oxígeno y tienen un importante papel en la señalización celular. Sin embargo, en épocas de estrés ambiental sus niveles pueden aumentar en gran manera, lo cual puede resultar en daños significativos a las estructuras celulares. Esto lleva en una situación conocida como estrés oxidativo. La proteína producida por las bacterias de la microbiota de la piel, tienen un efecto igualmente fuerte sobre especies reactivas del oxígeno peligrosas, efecto similar a antioxidantes conocidos, tales como vitamina C y vitamina E.  

La bacteria de la piel se llama Propionibacterium acnes (P. acnes) 

El nombre se origina del hecho de que la bacteria fue descubierta por primera vez en un paciente con acné severo. Pero es incierto si causa acné - puede haber estado presente simplemente porque es muy común.

Esta proteína protege contra lo que se conoce como estrés oxidativo, una condición en la que las especies de oxígeno reactivo dañan las células. Una causa común de estrés oxidativo en la piel es la radiación UV del sol.

Esta proteína es importante para la supervivencia de las bacterias en nuestra piel. La bacteria mejora su ambiente de vida mediante la secreción de RoxP, pero al hacerlo también nos beneficia,

El estrés oxidativo se considera un factor contribuyente en varias enfermedades de la piel, incluyendo dermatitis atópica, psoriasis y cáncer de piel.

Una disbiosis en el microbioma de la piel, con menor abundancia de P. acnes puede conferir una capacidad disminuida para tolerar el estrés oxidativo, culminando así en una homeostasis redox alterada. Como tal, la colonización con P. acnes de la piel puede conferir protección contra el estrés oxidativo a través de su proteína secretada RoxP, reduciendo el riesgo de desarrollar varias enfermedades de la piel.

Puesto que Propionibacterium acnes es tan común, está presente tanto en personas sanas como en personas con enfermedades de la piel. Sin embargo, las personas tienen diferentes cantidades de la bacteria en su piel, y también puede producir más o menos de la proteína protectora RoxP.

Si los resultados del estudio son positivos, podrían conducir a la inclusión de RoxP en protectores solares y su uso en el tratamiento de la psoriasis y la dermatitis atópica. Esta investigación, ha sido publicada recientemente en un artículo, en la revista Nature Scientific Reports.

Una disbiosis se podría procucir por una higiene excesiva?

Los productos 'antibacterianos' recomendados para la higiene, podrían ser perjudiciales, al eliminar todas las bacterias, incluyendo la flora normal?