Dr. Juan Carlos Iannicelli
banner
71 visitas Publicada: 11/29/12

VITAMINA D Y RAQUITISMO

¿Como evitar el Raquitismo? Información para padres.

VITAMINA D

Los bebés necesitan la vitamina D para un crecimiento y desarrollo saludables. Les ayuda a formar, fundamentalmente huesos sanos.

Los bebés que no reciben suficiente vitamina D pueden  tener raquitismo, una enfermedad que afecta al desarrollo de los huesos. Sin embargo, la deficiencia de vitamina D se puede prevenir.

El raquitismo es principalmente un déficit vitamínico, y no implica necesariamente desnutrición, como popularmente se piensa.

Usted puede hacer que su bebé tenga suficiente vitamina D, aportando un suplemento vitamínco todos los dìas. Esto debe comenzar apenas nazca su bebé.

¿Cómo obtener la vitamina D?
La vitamina D proviene de 3 diferentes fuentes:

 Ø  Exposición  solar: La vitamina D se produce naturalmente cuando la piel se expone a la luz solar.  Los rayos solares transforman una pro-vitamina de la piel en la vitamina D activa. No se sabe exactamente cuánto tiempo al sol es suficiente. Dependiendo de la sensibilidad de la piel de un bebé, una exposición de 5 a 30 minutos al día es suficiente. La piel oscura dificulta esa acción. Se debe tener en cuenta que los protectores solares y la vestimenta, no permitirá actuar la radiación solar sobre la piel, para formar la vitamina D.
    

  Ø  Alimentos:   

¿Qué alimentos aportan vitamina D?

       Muy pocos alimentos contienen esta vitamina en forma natural. Los
       alimentos fortificados con vitamina D agregada, aportan la mayor 
       parte de esta vitamina en las dietas de las personas.

¿Aunque los bebes sean amamantados, necesitan un suplemento de vitamina D?
La leche materna es el mejor alimento para un recién nacido y durante los primeros 6 meses de vida. Sin embargo, ella tiene sólo pequeñas cantidades de vitamina D (menos de 40 UI por litro), que pueden no ser suficientes - se necesitan 400 unidades por día para satisfacer las necesidades de su bebé. Es por eso que los bebés que son amamantados deben recibir un suplemento diario, desde el nacimiento hasta que consuman alimentos con vitamina D o se expongan en forma adecuada a la luz solar.

 Ø  Suplemento de vitamina:

Para los bebés, se aporta en forma de suspensión y se administra diariamente.  La administración debe ser casi diarias, ya que esta vitamina no se deposita en el organismo, y debe recibirse en  intervalos cortos de tiempo.

¿Cómo puedo saber si mi bebé está en riesgo de deficiencia de vitamina D?
Los bebés están en mayor riesgo de deficiencia de vitamina D, si:

  -  Son amamantados en forma exclusiva.
  -  La madre que no recibió vitamina D durante el embarazo.
  -  Si son de piel más oscura.
  -  Si viven en lugares de bajas temperaturas, donde es difícil que se
     expongan a la luz  solar, o no se exponen un tiempo suficiente al día.

¿Cual es la dosis de vitamina D, que  debe recibir un lactante?
Los bebés que son amamantados deben recibir 400 UI (unidades internacionales) por día. Los bebés que habitan zonas muy frías, o que tienen otros factores de riesgo (como la piel oscura) deben recibir 800 UI por día durante el invierno, cuando hay menos luz solar.

Si durante el amamantamiento consumo alimentos ricos en vitamina D, ¿debo darle a mi bebé un suplemento?
. Aunque algunos alimentos son buenas fuentes de vitamina D,  no proporcionan lo suficiente, para enriquecer la leche materna al nivel que su bebé necesita.

¿Los bebés que son alimentados con fórmula necesitan más vitamina D?
Para los lactantes que reciben leche de fórmula (maternizada), la vitamina D y otras, ya se ha añadido en la preparación,  y si consumen un volumen que aporte las 400 unidades por día, no necesitarán ningún suplemento.